Suelo de bambú, ventajas y características

El suelo de bambú es un suelo natural con excelentes prestaciones. Las características técnicas de los suelos de bambú hacen que sean resistentes pero a la vez finos, duraderos, fáciles de limpiar y adecuados para cualquier habitación de la casa, incluso el baño y la cocina.

El montaje e instalación del suelo de bambú es sencillo y sus precios son competitivos.

Las ventajas del suelo de bambú

Las ventajas de un suelo de bambú son muchas y se pueden resumir en las siguientes:

  • Producto natural y respetuoso con el medio ambiente: el suelo de bambú no tiene sustancias tóxicas y procede de una planta que se regenera fácilmente y ayuda a combatir la inestabilidad hidrogeológica;
  • Características técnicas – entre las ventajas del suelo de bambú encontramos su gran resistencia y su reducido grosor;
  • Montaje e instalación: se puede instalar tanto pegado como flotante.
  • Puede usarse en baños y cocinas, es fácil de limpiar.
  • Acabados naturales: colores naturales tanto claros como oscuros.
  • Precios competitivos.

Producto natural y respetuoso con el medio ambiente.

El suelo de bambú es un producto natural que se caracteriza por una muy baja emisión de COV (compuestos orgánicos volátiles), uno de los culpables de la contaminación en interiores.

Además, los suelos de bambú tienen un bajo impacto medioambiental porque la planta de bambú de la que se obtiene la materia prima, el Phyllostachys Pubescens, crece sin pesticidas y muy rápidamente (5-10 cm al día).

Se reproduce fácilmente a partir de las raíces, incluso después de haber cortado la planta “madre”. Esto significa que las montañas de bambú nunca se deforestan, al contrario, la densa red de raíces profundas creada por las plantas de bambú contribuye a combatir el fenómeno de la inestabilidad hidrogeológica.

Características técnicas del suelo de bambú

El bambú es tan resistente y ligero que se le conoce como el “acero natural” y también se usa ampliamente como material de construcción.

  • Resistencia estructural – La resistencia del suelo de bambú es inherente a las propiedades del material, que es muy duro, por lo que también es resistente a los arañazos, pero la resistencia también se debe al hecho de que cada tira es toda sólida, sin capas intermedias, lo que permite utilizarlo con un grosor reducido.
  • Resistencia a la humedad – Los suelos de bambú también tienen propiedades antibacterianas.
  • Resistencia al fuego – Los suelos de bambú se incendian a temperaturas muy altas.
  • Resistencia al hinchamiento – Típico de los suelos de madera, sujetos a hinchamientos y reducciones de volumen cuando cambia la humedad del aire. El bambú, por el contrario, es muy estable.
  • Resistencia al deterioro – La resistencia del material en varios frentes hace que una de las ventajas del suelo de bambú sea su inmejorable durabilidad.

Montaje.

El suelo de bambú puede montarse y colocarse como suelo encolado o flotante.

  • Suelo de bambú encolado. Cuando se encola el suelo de bambú, las tiras se pegan al suelo. Es aconsejable elegir un suelo encolado cuando se instala en el cuarto de baño y, en cualquier caso, si hay un sistema de calefacción por suelo radiante. Esta técnica de instalación tiene tres ventajas principales: la sensación de estabilidad, la facilidad para volver a colocar el suelo después de muchos años y la ausencia de juntas de dilatación entre las habitaciones.
  • Suelo flotante de bambú. Cuando el suelo de bambú es flotante, las tablas individuales se colocan sobre el suelo y se encajan. Es aconsejable optar por una tarima flotante cuando el suelo existente tenga irregularidades (que se pueden nivelar colocando una esterilla entre las lamas y el subsuelo) y en habitaciones con altos niveles de humedad. Las ventajas del sistema de parquet flotante son la facilidad de instalación, la posibilidad de reutilizar las tablas (que, al no estar pegadas al suelo, pueden retirarse y reutilizarse en otro lugar) y la ausencia de colas.
Imagen: kosheen – Depositphotos.

Baños y cocinas.

El suelo de bambú se puede instalar en todas las habitaciones de la casa, incluidos los baños y las cocinas.

El producto es muy resistente a los arañazos, la humedad y las manchas. La dureza del material le confiere una gran resistencia a los arañazos y al desgaste; cuando se expone a la humedad no libera tanino como las maderas convencionales y la superficie no se mancha, por lo que los suelos de bambú son muy adecuados para las estancias típicamente húmedas, como los baños y las cocinas.

Su gran resistencia a la humedad también le confiere propiedades antibacterianas (el bambú no es atacado por las polillas y el moho).

Además, si se sumergen completamente en el agua, aunque los listones tienden naturalmente a absorber el agua como ocurre con la madera, recuperan su volumen original después de secarse, no causando los problemas que la madera tiene en casos de inundación.

La limpieza del suelo de bambú es muy sencilla: el suelo se puede limpiar con una aspiradora o una escoba y, si hay manchas, con un paño ligeramente húmedo.

Facebook
Twitter
WhatsApp
Telegram

TDI Colombia Comunicaciones
Canal de televisión emitiendo desde Villavicencio, Meta mostrando todo lo bueno del llano para la región, el país y el mundo